Entradas de la etiqueta: Pirineos

Aínsa y Alquézar: las dos joyas medievales en Huesca

Vista de Alquézar (Benoît Dandonneau / Flickr)

Vista de Alquézar (Benoît Dandonneau / Flickr)

Sobre un promontorio en la confluencia de los ríos Cinca y Ara, la preciosa villa medieval de Aínsa conserva el esplendor de tiempos pasados. Su casco antiguo, presidido por su castillo, presenta un aspecto uniforme y armónico con fuerte carácter medieval.

Alquézar, por su parte, es una preciosa villa medieval situada en un acantilado rocoso que domina el impresionante cañón del río Vero. Su sinuoso trazado medieval está coronado por el castillo y la colegiata.

Leer más »

Ruta por el románico en la Val d’Aran

Si aún no las conoces, seguro que has oído hablar de las iglesias románicas del Valle de Boi en los Pirineos de Cataluña, entre las que Sant Climent de Taüll es la joya más insigne y conocida. Pero te diremos que en el cercano Val d’Aran el arte románico también ha dejado importantes huellas que bien merece la pena descubrir en una ruta en coche por esa zona de los Pirineos en la provincia de Lleida.

La Val d’Aran es bien conocido por sus grandes paisajes de montaña, su famosa estación de esquí de Baqueira Beret y también por sus bonitos pueblos con una muy homogénea arquitectura rural.

Leer más »

Las gargantas de Kakuetta

Las profundas gargantas de Kakuetta y el puente colgante de Holzarté

Gargantas de Kakuetta

Gargantas de Kakuetta (Juan Maynar / Flickr)

En el sur de Francia, muy cerca de Navarra, hay dos sitios de esos que dejan con la boca abierta: las Gargantas de Kakueta y la Pasarela de Holzarte. Ambos lugares se encuentran en el departamento de los Pirineos Atlánticos, dentro de la región de Aquitania. Como en toda esa zona del País Vasco Francés (Pays Basque), el verde abunda por doquier y los ríos se abren paso entre enormes desfiladeros, dando lugar a maravillas naturales como las Gorges de Kakouetta y forzando el ingenio del hombre para construir puentes como la vertiginosa Passerelle de Holtzarté.

Leer más »

Benasque, el corazón de los Pirineos

En tiempos no muy lejanos, el Valle de Benasque, en el Pirineo Aragonés, era conocido como el Valle Escondido. Para llegar había que viajar por las montañas una jornada entera. Los tiempos han cambiado y hoy el valle se ha transformado en un ejemplo perfecto de equilibrio entre turismo y naturaleza. El Valle de Benasque te está esperando y seguro que te sorprende.

Leer más »

Bielsa, el guardián de Monte Perdido

Bielsa, Huesca

Bielsa, Huesca (Hans Porochelt / Flickr)

La Península Ibérica está llena de lugares remotos. Últimos eslabones de una geografía tan abrupta como impredecible. Uno de los más extraordinarios es sin duda Bielsa, en los confines septentrionales de la comarca oscense del Sobrarbe, la puerta natural a Monte Perdido pero también su guardián.

Es verdad que desde 1978 un túnel de tres kilómetros lo comunica con Francia, pero sigue manteniendo intacto ese espíritu de última frontera, teniendo en cuenta que esta vía de escape hacia el norte tiene tendencia a permanecer cerrada gran parte del invierno, como ocurre con el insólito Parador que lleva su nombre. Sólo está abierto desde mediados de junio hasta el 7 de diciembre, a causa de la dificultad de mantener libre de nieve su carretera de acceso.

Leer más »

La berrea del ciervo en el Pirineo de Lleida

La berrea del ciervo se está convirtiendo en los últimos años en un importante reclamo turístico del Pirineo de Lleida. Cada vez más, las entidades y las empresas incluyen en su catálogo este producto de ecoturismo.

Es una experiencia vivencial única y uno de los espectáculos más impresionantes de la naturaleza que se pueden observar desde mediados de septiembre hasta mediados de octubre en la Reserva Nacional de Caza de Boumort, situada en el nordeste de la comarca del Pallars Jussà; en el Parque Natural del Alt Pirineu; en el Parque Nacional de Aigüestortes i Estany de Sant Maurici, y en el Parque Natural del Cadí-Moixeró.

Leer más »

Tres recorridos en el Val d’Aran y Alto Pirineo

Proponemos tres recorridos por las maravillas naturales y los encantadores pueblos del Alto Pirineo y el Val d’Aran. No importa si tu escapada dura dos días o seis, hay tiempo para todo.

Románico y tradiciones entre montañas: fin de semana

Conocer las condiciones de trabajo de los mineros durante la primera mitad del siglo XIX en la Mina Victoria es un modo muy interesante de acercarse el primer día en la Val d’Aran y a sus tradiciones, aún más si a esto le añadimos que parte del recorrido se realiza entre pinos y abetos y que se trata de una zona en la que habita el endémico tritón del Pirineo. Una vez finalizada la ruta le esperan las iglesias de Sant Miquèu de Vielha y de Santa Maria de Les Tredòs. Y si, después de completar la jornada con las Bossòst exposiciones del Museo de la Val d’Aran, en Vielha, le sobra tiempo, puede acercarse hasta una fábrica de lana para descubrir su proceso tradicional de elaboración.

Leer más »